Tu Talento

Cinco aspectos a tomar en cuenta antes de firmar un contrato

Mucho ojo a las siguientes recomendaciones que podrían salvarte de cometer un error.

Comparte

Publicado 28 de Mayo

Mucho se habla de las entrevistas laborales, de los procesos correctos para armar un buen CV y lo que no debes hacer para tachar tu postulación. En esta oportunidad cambiaremos ligeramente el chip para decirte qué debes tener en cuenta al momento de firmar un contrato de trabajo.

Mucho ojo a las siguientes recomendaciones que te damos en Laborum, pues podrían salvarte de cometer un error de seis meses o más.

1. Léelo (muchas veces)

Sabemos que lo vas a leer, sabemos que le darás más de una leída; sin embargo te lo repetimos: léelo. Léelo de principio a fin y una vez más y otra más. Que cada apartado llegue a tu comprensión y no te quepan dudas al respecto.

2. Pregunta todo

Leíste el contrato cinco veces y resaltaste las partes que no llegaste a comprender del todo. Tal vez tengas dudas y es completamente normal. Lo que debes hacer con ellas es resolverlas con tu empleador, que te detalle a qué se refiere cada punto, es importante que no te quedes en el aire.

3. Verifica las condiciones

Durante la entrevista de trabajo te dijeron cuáles serían tus funciones, lo que harías en la empresa durante el tiempo establecido. Verifica que dichas funciones se detallen en el contrato y que se respeten las condiciones conversadas durante la entrevista.

4. Ten cuidado con lo que firmas

Si a pesar de haber conversado, comprendido y llegado a más de un acuerdo tienes dudas, entonces aleja el lapicero del área donde se firma. No lo hagas. Recuerda que son documentos con aval legal, lo que significa que podrías enfrentarte a un proceso judicial de cometer algún error.

5. Que la remuneración sea la correcta

Al momento de la entrevista te ofrecieron una cantidad determinada a modo de remuneración, ahora toca corroborar que la cantidad sea la correcta y que el neto de la misma sea el indicado, el que habías contemplado y que te habían prometido.

Recuerda que tu firma es importante y crucial para que tengas o no empleo, así que ten mucho cuidado con lo que aceptas y no. Lee con sumo detenimiento y siempre consulta, sea al empleador o con algún amigo. ¡No te quedes atrás!

>LEE: Diez errores comunes al buscar un trabajo

Autor

Laborum
Laborum