Emprendimiento

Gestión de la innovación: ¿Qué es y cómo puede hacer tu negocio rentable?

La gestión de la innovación no solo puede hacer más rentable tu negocio, sino que es una herramienta para que tu organización lidere el cambio y construya el futuro.

Gestión de la innovación
Gestión de la innovación Gestión de la innovación

Gestionar la innovación es organizar y dirigir el cambio en la organización, a través de proyectos que aporten valor a la empresa, sea porque solucionan problemas o porque mejoran situaciones.

¿Qué es la gestión de la innovación?

Es un proceso creativo y colaborativo, orientado a generar soluciones, que parte de necesidades concretas. Para ello se requiere gestionar equipos y condiciones favorables para la creatividad e investigación.

Una gestión exitosa de la innovación consiste en el desarrollo de proyectos que aporten valor a la empresa. Estos proyectos están relacionados con la generación de nuevos productos y servicios, la creación de una nueva línea de negocio, así como a la mejora de procesos para optimizar el funcionamiento y la productividad del negocio.

La gestión de la innovación está dividida en 4 fases o etapas:

  • Constitución de equipo(s) de proyecto

En esta fase se organiza un grupo de personas, cada una con diferentes perfiles, como ser de distintas disciplinas o diferentes oficios. Hay que plantear con claridad a los miembros del equipo cuál es el problema al que quieren atender y cuáles son los límites de tiempo y recursos

  • Generación de ideas

El equipo deberá desarrollar su potencial creativo. Para ello se deben establecer técnicas como la “lluvia de ideas”, el “SCAMPER” o la “Sinéctica” u otras que pudieran estar al alcance de la organización.

Lo importante es generar soluciones originales (infrecuentes y osadas), que puedan resolver el problema con los límites de recursos y plazos que se han fijado.

  • La selección de ideas: hacer una cartera de proyectos

Esta fase se caracteriza por hacer un filtro entre las ideas de solución que han salido. Los criterios para escoger qué propuestas se toman y cuáles no son los siguientes:

  1. Factibilidad: ¿Tenemos los recursos para llevarlo a cabo?
  2. Viabilidad: ¿Responde al modelo de negocio u objetivos estratégicos?
  3.  Deseabilidad: ¿Empatiza con los que desean los usuarios?
  • El desarrollo de proyectos

En esta fase, se somete el o los proyectos a pruebas de ensayo-error con especialistas o con la audiencia a la que se dirige, hasta tener la versión final.

Los tres criterios más importantes para hacer pruebas que permitan sacar el producto o servicio al mercado son: fallar rápido, fallar barato y fallar varias veces.

Si estás interesado en aprender más acerca de la gestión de la innovación, el Campus Virtual Romero te ofrece el curso corto de “Gestión de la innovación”