Economía

¿Tienes una moto? Siete pasos para que te rinda al 100%

Para maximizar el rendimiento de tu moto, Primax comparte contigo algunos consejos que debes tomar en cuenta. 

Comparte

Publicado 05 de Diciembre

Muchos peruanos han optado por conducir una motocicleta o están pensando en hacerlo como una alternativa ante el terrible tráfico de la ciudad.

Este tipo de vehículo, al igual que un automóvil, demanda una inversión importante para prolongar su vida útil y garantizar tu seguridad.

>LEE: Tips para que aprendas a alargar la vida útil de tu moto

Para maximizar el rendimiento de tu moto, Primax, macrodistribuidor de lubricantes Shell en el Perú, comparte contigo algunos consejos que debes tomar en cuenta. ¡Conviértete en un experto del cuidado de tu motocicleta y evita visitas constantes al taller!

1. Revisa frecuentemente el nivel de aceite

Se recomienda realizar esta revisión cada semana, evitando así daños tempranos al motor, que es la parte más importante de cualquier vehículo motorizado. Verificarlo es bastante sencillo, puedes hacerlo a través del ojo de buey o mediante la varilla. El primero se trata de una pequeña ventana redonda de cristal que nos permite ver hasta dónde llega el aceite; por otro lado, la varilla puede darte una idea sobre el nivel en el que se encuentra. Si buscas protección para tu motor, te recordamos que dentro de la gama de lubricantes especializados para motos, Shell Advance Ultra es lubricante 100% sintético con tecnología Pure Plus que prolonga el tiempo de cambio y brinda protección completa para cada tipo de moto.

2. Chequea la presión de las llantas

No solo debes verificar que no haya desgaste en la banda de rodamiento, grietas o aberturas si no también si tienen la presión correcta. Recuerda que esta se comprueba en frío, ya que al calentarse el aire que lleva dentro aumenta y falsea datos.

3. Verifica el estado de los frenos

Este es uno de los elementos de seguridad más importantes de tu moto, por lo que deberás comprobar que tanto las pastillas delanteras como traseras tengan las condiciones óptimas. Otro punto es si tu moto cuenta con frenos de disco, deberás estar atento a controlar el nivel de los líquidos verificando los depósitos.

4. Atento al funcionamiento de luces

No olvides revisar las luces delanteras, traseras, intermitentes, altas y bajas. Si fallan pueden ocasionarte problemas durante el tránsito y poner en riesgo tu seguridad, chequea siempre las conexiones y fusibles.

5. Fuerza y poder en la cadena

Como sabes la fuerza de tu fiel compañera se basa en la cadena; este elemento requiere también un tratamiento especial, como por ejemplo, estar tensada según lo indica el manual de la moto, del mismo modo que no esté desgastada o demasiado estirada.

6. Comprueba el líquido refrigerante

Los motores de nuestras motocicletas generan calor con su funcionamiento. Dependiendo del modelo, algunas evacúan el calor a través de aire o líquido refrigerante. En caso que el motor se refrigere a través de líquido, este debe mantenerse limpio y ser sustituido cada cierto tiempo. No olvides las recomendaciones del fabricante de tu vehículo.

7. Limpieza de la carrocería de la moto

Por último, para conservar el esmalte y no dañarlo debes lavar la moto con productos jabonosos suaves y bajo la sombra. Procura usar esponja y cepillos para retirar las impurezas con abundante agua.

>LEE:  Ocho consejos para que puedas comprar el vehículo ideal

: