Cultura

El 60% de las personas con trastorno de la tiroides no han sido diagnosticadas

A propósito del 25 de mayo, Día Mundial de la Tiroides, es importante mencionar que uno de cada diez peruanos desarrollará algún tipo de trastorno tiroideo a lo largo de la vida, entre ellos el hipotiroidismo, según expertos.

El 60% de las personas con trastorno de la tiroides no han sido diagnosticadas
El 60% de las personas con trastorno de la tiroides no han sido diagnosticadas El 60% de las personas con trastorno de la tiroides no han sido diagnosticadas

Los problemas de tiroides son frecuentes en las mujeres y los adultos mayores de 60 años. Este trastorno puede causar distintos problemas de salud, como infertilidad o enfermedades cardiacas, si no es tratado a tiempo.

>LEE: Indecisión ante las vacunas: la nueva postura que reta la salud mundial

Aproximadamente el 60% de las personas que viven con un trastorno de la glándula tiroides no reciben un diagnóstico oportuno. En muchos casos, como el de los pacientes con hipotiroidismo, esto se debe a que los síntomas suelen ser imperceptibles y atribuidos a otros factores como, por ejemplo, el envejecimiento.

En ese sentido, especialistas como el médico endocrinólogo Sandro Corigliano presidente de la Sociedad Peruana de Endocrinología, advirtió que el hipotiroidismo es una condición que se origina por la falta o deficiencia de la hormona tiroidea en el organismo, debido al mal funcionamiento de la glándula tiroides. Por lo tanto, debe ser diagnosticado a tiempo para evitar problemas de salud a largo plazo, como trastornos metabólicos, dolor muscular, problemas en fertilidad o en un embarazo y enfermedades cardíacas.

El experto explicó que el diagnóstico oportuno de esta condición es posible en la medida en que las personas acudan a un chequeo médico ante síntomas iniciales como: cansancio, dolor de articulaciones o aumento de peso. “Estos síntomas, que a menudo no son tomados en cuenta, pueden ser clave para que el especialista identifique un caso de hipotiroidismo. Por ese motivo, deben ser llevados a consulta y no asumir que son parte de la vejez o resultado de un ritmo de vida muy agitado”, señaló. 

De acuerdo con el especialista, las mujeres y los adultos mayores de 60 años conforman el grupo más propenso a desarrollar la condición, por lo que deben estar especialmente atentos a los síntomas. Si bien el hipotiroidismo afecta en mayor proporción a un grupo en específico también se puede presentar a cualquier edad, incluso en bebés.

Por otro lado, el doctor Corigliano indicó que existen múltiples opciones seguras y eficaces para controlar la alteración. “El hipotiroidismo es 100% tratable: contamos con medicamentos capaces de reemplazar la hormona tiroidea y nivelar los procesos metabólicos del organismo”, detalló. 

Factores de riesgo 

Si bien cualquier persona puede padecer hipotiroidismo, tienen un riesgo mayor si se presentan los siguientes factores:

  • Género femenino.
  • Edad mayor a los 60 años.
  • Antecedentes familiares de enfermedad tiroidea.
  • Antecedente de afecciones autoinmunes, como diabetes tipo 1, artritis reumatoide, vitiligo o enfermedad celíaca.
  • Antecedentes de radioterapia en el cuello o en la parte superior del pecho y cirugía de tiroides (tiroidectomía parcial).

Señales de alerta

Los signos y síntomas del hipotiroidismo varían de acuerdo a la gravedad de la deficiencia hormonal. Los problemas tienden a desarrollarse lentamente, a menudo durante varios años. A continuación, presentamos algunos de ellos:

  • Fatiga.
  • Aumento de la sensibilidad al frío.
  • Aumento de peso.
  • Ronquera.
  • Debilidad muscular.
  • Nivel de colesterol en sangre elevado.
  • Dolor, rigidez o inflamación de las articulaciones.
  • Ritmo cardíaco lento.
  • Depresión.

Causas

La causa más común es la tiroiditis o enfermedad de Hashimoto, una inflamación de la glándula tiroides. Esta inflamación se produce a causa de un desequilibrio del sistema inmunitario: suele ocurrir tras cambios importantes en la vida, como situaciones de estrés o después de un embarazo. Esta inflamación daña a las células de la glándula, lo que puede provocar alteraciones en la producción de hormonas.

>LEE: Meningitis: la enfermedad que acaba con la vida de una de cada diez personas que la padece

Lee también