Comunicación a medida

Decálogo para mejorar la comunicación dentro de una organización

La comunicación interna: una herramienta que considero que las compañías no deben dejar de trabajar un solo día del año. 

Decálogo para mejorar la comunicación dentro de una organización
Decálogo para mejorar la comunicación dentro de una organización Decálogo para mejorar la comunicación dentro de una organización

Las organizaciones, si bien no siempre tienen las mismas necesidades de ejecutar herramientas de comunicación, y aquí no estoy descubriendo nada, hay una que considero no deben dejar de trabajar un solo día del año: la comunicación interna. Bancos, constructoras, aerolíneas o compañías eléctricas, todas, deben trabajar de manera planificada esta herramienta.

En el primer artículo de este blog hablamos sobre comunicación interna a partir de los conceptos que nos brinda Manuel Tessi. Esta vez, desarrollaremos el mismo tema, ampliándolo algo más, bajo las ideas adquiridas luego de leer el libro "Comunicación Estratégica, Casos Prácticos Para un Modelo de Comunicación Integral", escrito por Valentina Minzer y Daniel Halpern, profesores de la Universidad Católica de Chile.

Aquí se desarrollan, entre otros, 3 casos prácticos de como BancoEstado, Arauco y General Electric, en Chile, utilizaron la comunicación interna para no solo mejorar en este aspecto, sino también en su clima laboral, pilares indispensables, a mi entender, de todo lo que se vaya a comunicar al exterior de una organización y bases del crecimiento que una empresa aspira tener.

A continuación, plasmaré 10 conclusiones generales que pude extraer sobre los 3 casos mencionados y que espero les ayude en su día a día empresarial:

  1. Investiga previo a todo. Sin saber qué es lo que piensa el colaborador, qué es lo que quiere, cómo lo quiere y en qué momento lo quiere recibir, es complicado plantearse la idea de crear una estrategia y tácticas de comunicación interna efectivas.
     
  2. El estado de confort no siempre es bueno. El correr algunos riesgos con ideas fuera de lo común, a través de propuestas novedosas, es algo que se debe tomar más en cuenta en las áreas de comunicación interna. Es romper el molde de lo que normalmente funciona e ir un paso más allá.
     
  3. Coherencia, siempre coherencia. La coherencia se debe trabajar, desde el primer momento, para que el mensaje que se emita, a la interna, esté alineado con la cultura, la identidad y con el comportamiento de la gerencia.
     
  4. La comunicación parte de la gerencia general. Si ellos no están enterados, no son parte de la estrategia a implementar y de la táctica a ejecutar, de nada sirve todo lo que se pueda proponer.
     
  5. Mayor apertura. El comunicarse no puede ser un problema para aquellos que no tienen altos cargos en la organización y es por ello que las jefaturas y/o gerencias deben actuar con mayor apertura para que sus colaboradores se acerquen con ideas, sugerencias o reclamos. 
     
  6. Consensuar. Desde replantear la cultura organizacional hasta una disputa interna, lo ideal es consensuar, hasta donde se pueda, a partir de conversaciones estructuradas con algunos colaboradores seleccionados.
     
  7. Conocer los objetivos. Los colaboradores deben estar enterados de los objetivos de la empresa. El saber que su trabajo va más allá de su quehacer diario, considero, los motiva desde todo punto de vista y lo que la empresa debe hacer es no solo mantenerlos siempre informados, sino intentar que esa información cale en ellos.
     
  8. Escucha siempre a los colaboradores. Se pueden crear plataformas y promover que las personas planteen iniciativas de mejoras para la organización o simplemente para intercambiar ideas. No se debe subestimar a nadie, sino más bien se debe motivar el compartir opiniones, soluciones o realidades distintas a las que un jefe o un gerente puedan ver.
     
  9. No siempre se pueden tener todas las respuestas. Se debe ser consciente de esta premisa, entendiendo que cuando no se sepa algo, queda la promesa de averiguar la respuesta para ser trasmitida.
     
  10. Adelántate a la generación de rumores. En situaciones de crisis, es primordial una buena comunicación interna para evitar o contrarrestar rumores entre el personal. El rumor es uno de los principales problemas cuando estalla una crisis y hay que evitarla con una comunicación acertada.