Come bien vive mejor

Llegaron los octógonos

Esta medida busca que los consumidores tengamos más herramientas para poder elegir mejor y, por lo tanto, mejore la salud de los peruanos y se reduzcan los niveles de obesidad y otras enfermedades.

Foto: Internet
Foto: Internet Llegaron los octógonos

Los octógonos en las etiquetas de alimentos son sellos de advertencia fáciles de leer e interpretar por los consumidores y tienen la finalidad de permitirles tomar mejores decisiones al momento de hacer las compras.

Gracias al trabajo duro de muchas personas e instituciones comprometidas con la salud de los peruanos es que se logró que ahora todos los productos tengan estos sellos de advertencia cuando un alimento es alto en grasas saturadas, alto en azúcar o contiene grasas trans.

Esta medida busca que los consumidores tengamos más herramientas para poder elegir mejor y, por lo tanto, mejore la salud de los peruanos y se reduzcan los niveles de obesidad y otras enfermedades.

Además recomienda disminuir el consumo de alimentos altos en azúcar y grasas saturadas y sugiere evitar los que contienen grasas trans. Quería en este post dejar cuatro ideas sueltas sobre los octógonos:

  • Los octógonos recomiendan evitar el consumo de alimentos con grasas trans. Esto se debe a que este tipo de grasas son dañinas y no aportan ningún beneficio a la salud. En algunos países incluso está prohibido que los alimentos las contengan. Están relacionadas con el desarrollo de obesidad, diabetes, cáncer y más enfermedades crónicas no transmisibles. Evitemos comprar alimentos con este octógono. Grasas trans también se encuentran en otros alimentos que no llevan octógonos, como por ejemplo rosquitas, kekes, margarina y alimentos fritos con aceite usado varias veces (algunos chifles, picarones, etcétera).
  • Que un producto no tenga octógonos no quiere decir necesariamente que es saludable, solo significa que no es alto en azúcar, grasas saturadas y no contiene grasas trans. Pero existen alimentos como las gaseosas light (sin azúcar) que no son saludables, aunque no lleven octógonos. Sin embargo, ejemplos como este hay muy pocos.
  • La implementación de los octógonos fomenta que las empresas busquen la forma de ofrecer cada vez productos más saludables, lo que nos beneficia a todos. 
  • Muchas personas se sienten un poco abrumadas con el hecho de ir a un supermercado y no saber qué comprar porque ‘’todo lleva octógonos’’. Mi recomendación: vayamos más al mercado. Ahí venden más alimentos naturales, alimentos reales sin listas de ingredientes, los alimentos que han existido siempre y que están llenos de nutrientes. Compremos más frutas, verduras, menestras, huevos, lácteos sin miles de sabores, aceitunas, la lista es muy larga. Los alimentos naturales hace unos años eran la única oferta de alimentos que teníamos y nos iba bien: la obesidad no era un problema de salud pública como es ahora.

Todo cambio lleva un tiempo de adaptación, y esta medida a la larga va a beneficiar la salud de todos los peruanos, como lo hace en otros países.