PQS

#LaVozdelosEmprendedores

Entérate lo que leen más de
5 millones de emprendedores

Capacitación

Retos del e-learning: ¿cómo hacer un proceso exitoso?

Publicado el 05 de Marzo

Imagen: difusión

Retos del e-learning: ¿cómo hacer un proceso exitoso?

La formación a distancia aún tiene algunos mitos y barreras por superar, pero sigue posicionándose como una de las alternativas más atractivas para diferentes perfiles de estudiantes.

Los modelos virtuales y a distancia para la educación superior han alcanzado un crecimiento de 30% interanual, según el informe “La educación superior a distancia en América Latina y el Caribe”. Está comprobado que siguen ganando terreno otros modelos educativos diferentes al molde tradicional. 

>LEE: Seis errores al exponer una idea de negocio

Sobre este tema, Yuri Ustrov, profesor de OBS Business School, detalló: “Hace años que la formación online forma parte de la realidad de millones de personas alrededor del mundo, no solo de los alumnos, también de los docentes, gestores de centros educativos y sin duda de los especialistas en tecnologías de información y comunicación (TIC). El mundo empresarial y laboral se han convertido en entornos muy competitivos, donde se hace necesario seguir el ritmo del avance tecnológico. La formación continua es uno de los pilares de la supervivencia de los profesionales y el e-learning tiene un papel relevante en este sentido”. 

Ustrov destacó que existen diferentes ventajas de la formación online, unas desde el punto de vista de la comunidad de aprendizaje, donde se destacan atributos tales como la posibilidad de acceso a docentes situados en cualquier parte del mundo, para sacar ventaja de su experiencia y sus perspectivas conceptuales; aprender de otras culturas incluyendo diferentes puntos de vista en el proceso de enseñanza y establecer contactos con personas ampliando las posibilidades de networking. 

Retos del aprendizaje 

La variedad de los estilos de aprendizaje es un reto importante para la formación en línea. En OBS, por ejemplo, se intenta que los alumnos tengan a su disposición un abanico de recursos de aprendizaje elaborados o seleccionados por un equipo docente. 

Otra cuestión vital para abarcar es la procedencia del alumnado. Hay casos de estudiantes sin experiencia y algunos más maduros (la mayoría) con experiencia laboral, en el proceso de cambiar de trabajo o profesionalizarse en su ámbito actual. Este último perfil necesita que el contenido de la formación sea aún más relevante a su mundo profesional que el nombre del programa y de las asignaturas matriculadas. 

La personalización de la formación en línea va, por tanto, más allá de la variedad de la presentación del material. La formación online necesita dedicar un porcentaje del tiempo a las actividades que se basarán más en la vida profesional del alumnado y a la resolución de dudas profesionales a la luz de las asignaturas. 

“Entre los alumnos profesionales a menudo hay quienes están matriculados a la formación en línea a través de su empresa y por tanto tenemos la situación del ‘doble cliente’: las necesidades y las expectativas del empleador y las motivaciones propias del alumno. Es un reto adicional que supone una doble satisfacción o una doble insatisfacción de la clientela”, expresó el docente  de OBS. 

>LEE: ¿Sabes cuáles serán las habilidades del futuro? ¡Conócelas!

elearningeducación online retoscursos onlineaprendizaje

Noticias relacionadas