Emprendimiento

Siete mandamientos para que un emprendimiento no se hunda

Eres joven y estás empezando tu negocio. Eres el capitán de un barco llamado emprendimiento. Superaste obstáculos y te hiciste a la mar contra viento y marea, pero hay ciertas ideas que no debes olvidar nunca. De lo contrario perderás el rumbo de tu emprendimiento y el navío que con tanto tiempo y cariño construiste se hundirá en las aguas del fracaso. Mucha atención para estos consejos, querido capitán:

Comparte

Publicado 14 de Junio

Eres joven y estás empezando tu negocio. Eres el capitán de un barco llamado emprendimiento. Superaste obstáculos y te hiciste a la mar contra viento y marea, pero hay ciertas ideas que no debes olvidar nunca. De lo contrario perderás el rumbo de tu emprendimiento y el navío que con tanto tiempo y cariño construiste se hundirá en las aguas del fracaso. Mucha atención para estos consejos, querido capitán:

1. Identifica la necesidad de tu público y no la pierdas de vista. Los servicios o productos ganadores siempre parten de una necesidad.  Siempre revisa qué falta en el mercado por cubrir.

2. Estudia tu mercado. Esto ayudará al capitán emprendedor a brindar un producto mucho mejor terminado y más específico en cuanto a la satisfacción de la necesidad de los clientes.

3. Toma riesgos. A veces es bueno que el capitán se salga de la ruta, si se trata de un riesgo controlado. Todo proyecto es riesgoso por el simple hecho de existir la posibilidad de perder o de ganar dinero. Atrévete a romper con las estructuras. No tengas miedo de dejar atrás los modelos de negocios ya establecidos.

4. No temas al fracaso. A veces, el miedo a equivocarse hace que las personas limiten sus procesos creativos. Muchos productos exitosos están en el mercado como resultado de un error. ¡Debemos aprender actuando!

5. Busca a alguien con experiencia. Procura contactarte  con personas que hayan logrado lo que tú deseas, o bien estudia casos de empresarios exitosos.

6. Actualiza tu conocimiento. Es decir, procura siempre actualizar o reforzar lo que ya sabes. Poco a poco te volverás un viejo lobo de mar.

7. Prepárese para las tempestades. Como todo en la vida, habrá un momento en el que tu emprendimiento tendrá que hacer frente a algún imprevisto o problema. Se debe estar preparado para los momentos de crisis.

¿Qué otro consejo agregarías a esta lista?