PQS

#LaVozdelosEmprendedores

Entérate lo que leen más de
5 millones de emprendedores

Actualidad

Cerca de 60% de la población en Lima sufriría de depresión, entre otros problemas de salud mental

Publicado el 12 de Octubre del 2020

Foto: Difusión

Cerca de 60% de la población en Lima sufriría de depresión, entre otros problemas de salud mental

La prevalencia de depresión en años anteriores iba entre el 20 al 22 %, a raíz de la pandemia se ha incrementado a casi el 60 %.

Durante el 2019, más de seis millones de peruanos requirieron atenciones relacionadas a los problemas de salud mental y se estima que el incremento de los trastornos de depresión, ansiedad, estrés u otros se han incrementado considerablemente, debido a la emergencia del Covid-19 y la situación económica que afrontan muchas familias tras el aislamiento emocional, cuidados especiales a menores o adultos mayores, cierre de negocios, desempleo, entre otros.

La Dra. Carmen Contreras, directora del programa de Salud Mental de Socios en Salud, refiere que “esta situación ha conllevado a que muchas personas experimenten temor, ansiedad, angustia y depresión y, bajo tal contexto, estos síntomas se relacionan con temores de infección, falta de información, frustración, pérdidas financieras y el estigma”.

Para la especialista, los niños, adolescentes, jóvenes, adultos y personas de la tercera edad, trabajadores del sector salud y personas con problemas de salud mental, han sido víctimas de algún episodio de estrés ya sea leve, moderado o de mayor grado. Cabe recalcar que, de cada 10 personas, solo 2 reciben tratamiento y de aquellos casos en que se necesita un tratamiento médico, se estima que más del 70 % interrumpe la medicación.
 
“Entre los factores predeterminantes en grupos vulnerables están las condiciones de vida de muchas familias como el hacinamiento, la carencia de ingresos económicos y la falta de servicios básicos. La prevalencia de depresión en años anteriores iba entre el 20 al 22 %, a raíz de la pandemia se ha incrementado a casi el 60 %, expresó Contreras.

También alertó sobre las señales a tener en cuenta como la dificultad para dormir por varios días seguidos o dormir mucho; los cambios en el comportamiento, como apatía, fatiga, irritabilidad o impulsividad; cambios repentinos en el estado de ánimo o presencia de pensamientos de minusvalía o de autorreproche.

En tal sentido, los soportes de intervención digital, como BienEstar, aplicativo móvil de salud mental presentado por la organización, se vuelve fundamental para diagnosticar de forma inmediata y oportuna, en lo posible evitar que las personas empeoren de una manera segura y sin correr el riesgo de contagio o una exposición indebida al virus. Por ello, una herramienta gratuita son los aplicativos en línea de soporte de salud mental, que sirve como ayuda al personal de psicología para identificar si una persona tiene algún problema de salud mental, es decir el profesional de psicología podrá emplear las estrategias de intervención basadas en las recomendaciones del MINSA y la OMS como ‘Primeros Auxilios Psicológicos (PAP)’ y ‘Enfrentando Problemas Plus (EP+)’.

“La salud mental debe tener la misma importancia que la salud física, por lo que cualquier señal de alteración de las emociones y la conducta requiere ser atendido”, finalizó.

poblaciónDepresionsalud mentalCOVID-19ansiedadangustia

Noticias relacionadas