Tu Talento

Cinco recomendaciones para pedir un aumento de sueldo

Laborum te presenta tips para que actúes de la forma más atinada al momento de solicitar el preciado aumento. ¡Atentos(as)!

Comparte

Publicado 15 de Mayo

Muchas veces se dice que las oportunidades se presentan una vez en la vida y que luego no vuelven más. Sin embargo, no es del todo cierto, pues hay personas que crean las oportunidades y se encargan de sacarles el máximo provecho.

Entre ellas figura el pedir un aumento de sueldo. Siempre habrá dudas en torno a esta compleja petición. ¿Cuál es el momento perfecto para hacerlo?, ¿a cuánto más debería aspirar?, ¿qué hacer si me dicen que no?

>LEE: Diez errores comunes al buscar un trabajo 

Pues para esas y más interrogantes, Laborum tiene exactamente lo que buscas, recomendaciones para actuar de la forma más atinada al momento de solicitar el preciado aumento. ¡Atentos(as)!

1. ¿Cuál es el rango de sueldo?

Siempre existe un aproximado entre lo que puedes ganar, dependiendo del cargo que ocupas. Asimismo, existe un límite; es importante que antes de solicitar un aumento, lo conozcas para que no pidas algo que pueda considerarse “jalado de los pelos”.

2. ¿Tu sueldo va acorde a tus necesidades?

Haz un listado de todo aquello que tienes que pagar: un plan de datos, tu celular, el agua, la luz, internet, TV por cable, Netflix, Spotify, tarjetas, prendas nuevas, ropa, comida, etcétera. Determina cuántos de ellos son necesarios, cuántos vitales y cuáles puedes dejar de pagar. No se trata de pagar por pagar, para todo hay momento, así que conoce tus prioridades.

3. ¿Aportas lo suficiente a la empresa?

Evalúa si eres proactivo, atento, cumples con tus funciones en el tiempo pactado, eres puntual y no tienes problemas con nadie. No necesariamente debes cumplir todas, pero sí tener un diferencial que te haga merecedor de ese jugoso aumento. Lo que haces está directamente relacionado con lo que recibes.

4. ¿Cuál sería el salario real a percibir?

Es bien sabido que la paga del mes viene con algunos descuentos, sea por seguro, entre otros pequeños detalles. Por eso es importante que al momento de solicitar un aumento, tengas presente cuánto te irán a descontar para que sepas lo que en realidad recibirás.

5. ¿Cuánto ganan tus colegas?

No te decimos que compares lo que ganan tus colegas con lo que tú ganas, pero al menos ten una idea de lo que deberías recibir por las funciones que cumples. Siempre es bueno tener una base de la cual partir al negociar.

Recuerda que es totalmente válido que pidas un aumento de sueldo, demuestra que no eres un trabajador que se conforma con lo primero que recibe y, sobre todo, deja claro que valoras mucho tu trabajo. ¡Adelante!

>LEE: ¿Malas referencias laborales? Conoce cómo lidiar con ellas 

Autor

Laborum
Laborum