Pulso Tributario

Seis reflexiones sobre el panorama tributario actual

Más que nuevas normas o modificaciones legales necesitamos un fiel cumplimiento de los códigos de ética para una transformación tributaria.

Comparte

Publicado 19 de Enero

Como es costumbre el tema tributario despierta el interés público cuando gana titulares con declaraciones del jefe de la SUNAT, pero qué lejos estamos del gran dialogo nacional sobre justicia tributaria para el Perú.

>LEE: Propuestas para crear conciencia tributaria y aduanera

A continuación algunas reflexiones sobre las últimas noticias tributarias:

1. Se habla de elusión tributaria, fiscalización, control de gastos personales no deducibles y de una reforma tributaria integral

Al respecto quiero decir: “Si hay corrupción, no hay reforma tributaria”. Qué fácil nos olvidamos de la causa principal de la evasión tributaria, practicada y tolerada por públicos y privados, que es la falta de ética tributaria. Por consiguiente, más que nuevas normas o modificaciones legales lo que necesitamos es el fiel cumplimiento de los códigos de ética para desinfectar al país de tantos virus que no van a permitir una transformación tributaria, ni mucho menos construir la justicia tributaria en el Perú.

2. Después de varios años de gobiernos “democráticos” se vuelve a revivir la famosa Norma XVI del Código Tributario, como herramienta de auxilio para incrementar la recaudación fiscal

Sobre el particular ya es costumbre ver el manoseo técnico-político que se hace en torno a la elusión tributaria que demuestra una inconsistente política tributaria del Perú. Es evidente que hay evasores en el poder político y económico nacional e internacional que buscarán salir airosos de la “jugada tributaria” anunciada o “alertada”, sospechosamente, por el Jefe de la SUNAT. El presidente que se salvó de la vacancia ha dado muestras de poco o ningún liderazgo tributario.

3. SUNAT digital y el análisis de las redes sociales de contribuyentes

Desde Lima se busca a pasos lentos promover e implementar un gobierno digital, pero a nivel de administraciones tributarias solamente se le da prioridad a la administración aduanera (SUNAT) e injustamente se abandona una y otra vez la modernización de las gestiones tributarias municipales y de los propios Tributos Internos (SUNAT), lo cual es muy grave, ya que la verdadera reforma tributaria integral debe pasar por no conformarnos con el mal funcionamiento del Sistema Tributario Nacional y Municipal y hacer realidad un Sistema de Inteligencia Tributaria Digital y Global.

4. Habrá fiscalización a los ingresos declarados y pagados por médicos y abogados

Es justo que los profesionales cumplan con el país, pero se hace necesario que las asociaciones de profesionales de diferentes carreras coordinen con SUNAT para llevar orientación oportuna y clara a sus asociados. Esta misma práctica debería darse con las administraciones tributarias locales, en donde los profesionales asociados a su gremio o colegio tienen obligaciones tributarias que cumplir. Lamentablemente, son muy pocos los decanos y decanas con condiciones de liderazgo para beneficio de los asociados al Colegio Profesional.

5. “Si solo solicitaran boletas podríamos incrementar anualmente la recaudación en S/ 3 mil millones”

Esta declaración del jefe de la SUNAT nos preocupa mucho, porque demostraría la falta de responsabilidad tributaria del comprador y lo mucho que se tiene que apostar en educación tributaria y ciudadana para mejorar la cultura tributaria de la gente. Pero, por otro lado, esta declaración confirma la nula coordinación entre la SUNAT y las administraciones tributarias locales en la búsqueda de objetivos nacionales como es la recaudación del IGV. No hay coordinación, no hay el suficiente liderazgo en la SUNAT ni en las administraciones tributarias municipales, pero sí hay un gran conformismo tributario y tolerancia a la mediocridad en la gestión tributaria. ¡Basta ya!

6. Se creó un grupo de trabajo en el Congreso para reforma tributaria

La labor legislativa en materia tributaria normalmente se delega al Ejecutivo por cuestiones de facilismo e irresponsabilidad tributaria que caracteriza a los políticos del Perú. En mi opinión, hace falta un plan tributario para el Perú en donde el Congreso promueva un debate serio, real y participativo para acercarnos a la justicia tributaria que necesitamos entender, comprender, sentir y vivir como población. Lamentablemente, este Congreso no tiene la autoridad moral ni la credibilidad para liderar una exitosa reforma tributaria sin corrupción. De eso se trata, lo primero es lo primero, “Si hay corrupción, no hay reforma tributaria”.  

>LEE: ¿Estamos obligados a pagar los arbitrios municipales?