Emprendimiento

¿Cómo ser un emprendedor socialmente responsable?

En los últimos años, el concepto de responsabilidad social empresarial se ha convertido en un objetivo importante no solo para las empresas, sino también para los consumidores. 

Los emprendimientos actuales deben ser enfocados en ser socialmente responsables si quieren captar consumidores rápidamente. (Foto: Pixabay)
Los emprendimientos actuales deben ser enfocados en ser socialmente responsables si quieren captar consumidores rápidamente. (Foto: Pixabay) Los emprendimientos actuales deben ser enfocados en ser socialmente responsables si quieren captar consumidores rápidamente. (Foto: Pixabay)

La Responsabilidad Social Empresarial se define como "la responsabilidad de las empresas en su impacto positivo o negativo en la sociedad" (DERES, 2015).

En base a esto, las empresas han buscando trabajar no solo para mejorar sus centros de trabajo, sino también para diferenciarse y posicionarse con mayor fuerza en el mercado. Esto se debe a que los consumidores (sobre todo millennials) se han preocupado en mayor medida por la calidad de los centros de trabajo, el respeto por la comunidad y los clientes y el cuidado del medio ambiente por parte de las empresas.

>LEE: Emprendimientos respaldados por la Incubadora PQS logran importante premio

Por lo tanto, los emprendimientos actuales deben ser enfocados en ser socialmente responsables si quieren captar consumidores rápidamente. Algunos puntos importantes a tomar en cuenta son:

  • Detectar y solucionar un problema

Un emprendimiento socialmente responsable debe caracterizarse por analizar su entorno, identificar las necesidades de las personas y generar productos o servicios que sean favorables para su público objetivo. Se debe priorizar la innovación y creatividad en la alternativa que se construya. [Foto: Banco Agrario de Colombia]

  • Pensar y escuchar a los demás

El modelo de negocio y marketing del emprendimiento debe ser enfocado al cliente. Sus consumidores son los que van a mantener el negocio en el mercado, por lo tanto deben brindar diversos beneficios con el fin de que generen fuertes relaciones con ellos. Además, para intensificar esta comunicación sería apropiado que se escuchen sus sugerencias y alternativas con el objetivo de mejorar y crecer como negocio.

  • Ser cuidadoso con el medio ambiente

El emprendimiento debe generar rentabilidad sin dañar el medio ambiente. Según Arellanos, las prácticas más sencillas y comunes para presentar una oferta ecológica son los envases menos contaminantes, los insumos no tóxicos y emplear material reciclado. Asimismo, no solo es importante adoptar estas iniciativas, sino comunicarlas. Esto se debe a que los consumidores simpatizan con los negocios que implementan estas medidas y están dispuestos a pagar hasta un 20% más por esos productos.

Lee también: